Presentará alcalde de Huamantla declaración 3 de 3.
30 marzo, 2017
El Diputado Juan Carlos Sánchez García recibe a estudiantes en el Congreso del Estado.
31 marzo, 2017

Juan Bañuelos, adiós maestro, tu Tlaxcala te llora

Tlaxcala, debe llorar a su poeta Juan Bañuelos. No fue originario de esta tierra de hombres guerreros, pero la amó como el que más, como si fuera suya, pues desde el pasado miércoles por la noche ya se habla de frente con las musas.
El poeta fue maestro de cientos de escritores de Tlaxcala, en la máxima casa de estudios de nuestra entidad y fue guía e inspiración para muchos de ellos, quienes seguramente lamentan su partida.
Su obra fue traducida al checo, polaco, húngaro, noruego, sueco, búlgaro, rumano y alemán.
Juan Bañuelos nació en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, el 6 de octubre de 1932, y su poesía fue considerada por el premio Nobel Octavio Paz como poderosa, mientras que el Premio Cervantes, Juan Gelman, lo llamó “un poeta que sabe que ‘las palabras son hijas de la vida’”.
Fue ensayista, profesor universitario, editor y activista social, gente de izquierda y catedrático de diversas
Juan Bañuelos recibió varios premios, entre ellos los nacionales de Poesía Aguascalientes y Carlos Pellicer, así como el José Lezama Lima, y otros conferidos en países como Cuba, que con la Distinción por la Cultura reconoció su inclaudicable compromiso con la Revolución Cubana, su activa labor en la divulgación y defensa de las conquistas, valores, tradición histórica e identidad cultural del pueblo cubano, así como a la destacada contribución que brinda al movimiento internacional en defensa de la humanidad.
La obra y palabra del autor no se dedicó exclusivamente a la poesía: fue un activista que hizo de la lucha y el compromiso social una parte destacada en su hacer.
Denunció, entre otros aspectos, la pobreza de los indígenas, la matanza de Acteal, participó en la Comisión Nacional de Intermediación, formada a la sazón después de que el 1 de enero de 1994, en el estado de Chiapas, surge la rebelión armada del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) compuesta en su gran mayoría por los indígenas de la Zona Selva y Altos.
También criticó la situación de violencia que se vive en el país.
El ahora añorado Bañuelos estudió en las facultades de Derecho, Filosofía y Letras y en la de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, formó parte del grupo integrado por cinco poetas mexicanos que en 1960 publicaron el volumen colectivo La espiga amotinada.
Las obras Puertas del mundo, de Juan Bañuelos; La voz desbocada, de Óscar Oliva, La rueda y el eco, de Jaime Augusto Shelley, Los soles de la noche, de Eraclio Zepeda, y El descenso, de Jaime Labastida, conformaron el volumen.
Bañuelos fue miembro fundador del Ateneo de Chiapas, así como un destacado coordinador de talleres de poesía de la UNAM y de las universidades de Guerrero, Querétaro, Sinaloa y Chiapas.
Fue reconocido con el Premio Bellas Artes de Poesía Aguascalientes 1968 por Espejo humeante; el Premio Chiapas en la rama de Arte 1984 por su destacada aportación a la lírica de México.
También obtuvo el Premio Bellas Artes de Poesía Carlos Pellicer 2001 por El traje que vestí mañana, así como el Premio Xavier Villaurrutia y el Premio de Poesía José Lezama Lima por A paso de hierba.
Entre la obra de Bañuelos se encuentra Puertas del mundo, en La espiga amotinada (1960); Escribo en las paredes en Ocupación de la palabra (1965); Espejo humeante (1969); No consta en actas (1971); Destino arbitrario (1982) y Donde muere la lluvia (1992).
Un hombre afable, amable, de lenta y fácil platica, que gustaba caminar por las calles con jacarandas de la ciudad de Tlaxcala, en especial, allá por las escalinatas de los héroes de la capital, sitio en donde lo conocí.
Hasta pronto maestro.

Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz Pérez. Originario de Teziutlán, Puebla. Egresado de la Universidad del Altiplano, ha laborado en diversos medios de comunicación impresos y electrónicos. En dos periodos ha sido presidente de la Unión de Periodistas del Estado de Tlaxcala.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *