Se registran fuertes incendios en Ixtenco.
7 febrero, 2018
Asegura Coeprist más de cuatro establecimientos por incumplimiento de la norma sanitaria
8 febrero, 2018

Tlaxcala y el crimen organizado en robo de hidrocarburos

El robo de hidrocarburos y la existencia de tomas clandestinas para la sustracción ilegal de combustible es una realidad en Tlaxcala que ha crecido de manera exponencial, gracias a la impericia para enfrentar a la delincuencia organizada dedicada a dicha labor.

Muestra de ello es que en los primeros seis años del nuevo milenio, según registros de la paraestatal Petróleos Mexicanos, detectaron 241 tomas clandestinas de hidrocarburos, pero en el último año, es decir, 2017, la cifra se disparó a 122 tomas.

Es decir, en solo 12 meses, la incidencia de este flagelo llegó a más de 50 por ciento de los delitos de ese tipo cometidos en un sexenio, situación que debe alertar a las autoridades de seguridad de los tres niveles de gobierno.

Mucho podrá decirse que este no es un problema exclusivo de Tlaxcala, lo cual es cierto, sobre todo, si se toma en cuenta que el año pasado se cerró con la cifra récord de 10, 363 perforaciones ilegales en todo el país, 50 por ciento más que en 2016.

Además, de que en el actual sexenio federal de Enrique Peña Nieto, Pemex ha contabilizado un total de 28 mil 736 tomas clandestinas en todo el país; es decir, que entre 2013 y 2017, registra un promedio de una perforación cada 90 minutos.

Cifra que contrasta con la reportada en el mismo periodo del sexenio del panista Felipe Calderón, pues registró 3 mil 230 tomas clandestinas, un promedio de 1 perforación cada 13 horas y media. Aunque hay que advertir, que de acuerdo con especialistas, la paraestatal tiende a “maquillar” las cifras.

Sin embargo, el más reciente reporte, el cual usted puede contrastar en el sitio oficial http://www.pemex.com/acerca/informes_publicaciones/Paginas/tomas-clandestinas.aspx, da cuenta de que Tlaxcala la incidencia de este delito va en aumento, al grado que nos ubica en la posición número 15 del país por los casos registrados.

La entidad de Guanajuato que encabeza el panista Miguel Márquez Márquez, ocupa el primer lugar con el mayor número de tomas clandestinas y robo de hidrocarburos, con mil 852 puntos de extracción ilegal. Le sigue el vecino estado de Puebla, del panista, José Antonio Gali Fayad, que sumó mil 443 puntos de robo de este tipo.

Más abajo se coló Tamaulipas, del también mandatario panista Francisco Javier García Cabeza de Vaca con mil 100 tomas, que la situaron en tercer lugar, seguida de Hidalgo, que administra el priista Omar Fayad con mil 64 puntos; y el quinto lugar es para el estado de México que gobierna Alfredo del Mazo, con 973 tomas clandestinas.

Y Tlaxcala, por desgracia, ahí va, con sus 122 tomas en lo que fue el 2017, que la ubica en una posición distante de entidades como Baja California, Campeche, Colima, Nayarit, Querétaro y Zacatecas, estados que no registraron ningún caso de robo o tomas clandestinas.

De acuerdo con el informe “El robo de combustible: asalto a la nación” del Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados, detrás de ese delito están los cárteles del crimen organizado, de ahí la urgencia de establecer acciones y medidas para frenar este delito.

No olvidemos que en enero pasado, tres personas fueron acribilladas entre los límites de Puebla y Tlaxcala, presuntamente por hechos relacionados con el robo de hidrocarburos. Esperar y exigir que se tomen las acciones para que esto no crezca es un clamor y nosotros como ciudadanos, también debemos contribuir, no alentando la incidencia de este delito, con  la compra de combustible robado.

 

Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz Pérez. Originario de Teziutlán, Puebla. Egresado de la Universidad del Altiplano, ha laborado en diversos medios de comunicación impresos y electrónicos. En dos periodos ha sido presidente de la Unión de Periodistas del Estado de Tlaxcala.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *