Piden activistas a candidatos un compromiso real para la población femenina
22 mayo, 2018
Da inicio planeación de seguridad para la feria de Huamantla 2018.
23 mayo, 2018

Pesos impiden unción a suplentes

Con una verdadera chicana salieron los diputados para tratar de evadir su responsabilidad y sobre todo, mantener el acuerdo entre ellos de no permitir el arribo de los legisladores suplentes.

La idea es mantener todo en el estado en que lo dejaron por lo menos hasta el 2 de julio y para ello, harán una y mil travesuras para lograr el cometido.

Y la razón de su decisión, nos confirmaron, es de peso, sobre todo, de muchos pesos, algo así como 30 millones de devaluados pesos, pero en esa cantidad muy buenos recursos en el ocaso de sus mandatos y en proceso comicial.

Aunque existe una orden federal para instalar a cuatro diputados suplentes, ayer los diputados se declararon imposibilitados para acatar el fallo, con el argumento de que no reúnen el quórum legal necesario para integrar mesa directiva y tomarles la protesta de ley a los nuevos legisladores propietarios.

Aunque solo llegaron cuatro, de los 14 diputados en funciones, a la sesión extraordinaria, han argumentado que no pueden cumplir con la orden de los magistrados electorales, porque “la celebración de dicha sesión extraordinaria no se puede llevar a cabo en virtud de que para el desarrollo de la misma se requiere la integración de una mesa directiva de conformidad con lo que establece el artículo 42 de la Ley Orgánica del Poder Legislativo, que a la letra dice la mesa directiva del congreso del estado será electa por las dos terceras partes de los integrantes de la legislatura (17 diputados)”, pero les faltan tres.

De ahí que decidieran notificar de esa situación a los magistrados federales.

Con esa argucia se quedaron como novios de pueblo cuatro querubines que, más allá de sus intereses particulares, tienen el derecho de asumir su posición. Ana Karen Tlalpa Herrera, suplente de la legisladora con licencia del Partido Acción Nacional (PAN) Dulce María Mastranzo Corona, y los perredistas René Carmona Serrano, Luis Antonio Cruz Zárate y David Luna Hernández, suplentes de los diputados Adrián Xochitemo Pedraza, Cesar Fredy Cuatecontzi Cuahutle y Alberto Amaro Corona, respectivamente, se quedaron con fiesta, tacuche y vestido, además con invitados al festín por el arribo a tan importante en cargo, aunque fuera por unos días.

Sin embargo, si hubiera voluntad de cumplir el mandato, bajo el principio del que puede lo más puede lo menos, los integrantes de la Comisión Permanente podrían haber hecho la toma de protesta de los suplentes, a fin de saldar esa indebida integración del Congreso local. Siempre será saludable alguna crítica o en su caso, eventual sanción, por acción que por omisión.

Pero nada es casual. Los que saben del manejo de esta determinación y argucia legal del Congreso nos confiaron que la decisión de frenar la llegada de los suplentes es porque existen intereses monetarios de por medio.

Muestra de ello es que los diputados, los 25, incluidos los que se fueron de licencia, presuntamente, se repartieron los recursos que les correspondieron al Poder Legislativo por excedentes de las participaciones federales que llegaron a Tlaxcala.

Fueron 5 millones 22 mil 603 pesos los que se dividieron entre los 25 congresistas, algo así como 200 mil pesos por legislador.

Pero además, están pendientes por manejar 25 millones de pesos del programa que se asignaron en el Presupuesto de Egresos de 2018, es decir, otro millón de pesos por parlamentario.

Ese, dicen, es el principal obstáculo que tienen los suplentes para llegar al Poder Legislativo, que al parecer, sus compañeros de fórmula y los restantes congresistas, ya se repartieron el pastel y no hay con qué convidarles.

No hay otra razón de peso para frenar su llegada, sino de muchos pesos que ya se esfumaron en las manos de los congresistas.

Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz Pérez. Originario de Teziutlán, Puebla. Egresado de la Universidad del Altiplano, ha laborado en diversos medios de comunicación impresos y electrónicos. En dos periodos ha sido presidente de la Unión de Periodistas del Estado de Tlaxcala.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *