Inauguran la feria de Tocatlan 2018.
14 agosto, 2018
Recorre Marco Mena tapetes de la “Noche que Nadie Duerme” en Huamantla
15 agosto, 2018

Congratulándose

Congratulándose con el futuro, de suyo incierto, así parece que andan en su ocaso los integrantes de la LXII Legislatura local, quienes de golpe y porrazo decidieron restituir el voto a los presidentes de comunidad para ejercerlo en sus respectivos cabildos.

Con ello, los diputados locales, en su mayoría, decidieron quedar bien con esas autoridades municipales, quienes desde el 1 de enero de 2017 fueron presa de los caprichos e imposiciones de los alcaldes, síndicos y regidores, que en muchos de los casos, los trataron de ningunear y sobajaron al nivel de empleados de la Comuna.

Pero la decisión tuvo su dejo de revancha y dibujó a muchos de los todavía diputados –por 14 días más, solo eso- como contradictorios, ignorantes y convenencieros, ya que la mayoría se había opuesto a una enmienda de esa naturaleza. Es más, muchos de ellos, como Mariano González Aguirre,  juraron y perjuraron que ninguna enmienda en la materia transitaría.

Y cómo iba a apoyarla, si fue su padre, Mariano González Zarur, otrora gobernador, quien impulsó la reforma que eliminó dicha facultad, la cual quedó abrogada  el 12 de octubre de 2015. Por esa razón, ayer abandonó el proceso legislativo y se ausentó al momento de que el pleno se manifestó sobre esta propuesta.

En esa misma tesitura se movieron sus correligionarios del PRI; electorera, sin sentido y hasta inconstitucional fueron algunos de los epítetos que dieron a la propuesta emanada del PRD, en su momento, para restituir el voto a favor de los presidentes de comunidad.

Tardaron casi 20 meses para cambiar de opinión y todo hace pensar que fue para congratularse con el futuro, porque el suyo es incierto, porque al parecer ninguno de los aliados del gobierno estatal tendrá cabida ni empleo en la administración de Marco Mena y a los demás, se irán refugiar a su partido, en el mejor de los casos o a sus respectivas moradas, porque no tienen para más.

Solo hay que esperar que los presidentes de comunidad no tomen esta determinación como un cheque en blanco y un arma para arremeter en contra de sus cabildos e ir de vendetta en vendetta por el trato recibido en los casi primeros 20 meses de sus respectivos mandatos.

Zalameros en sus últimos días, también aprovecharon para concretar una reforma a la Constitución del estado para eliminar el fueron del que gozan legisladores, gobernador, magistrados y el presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos y los consejeros del Instituto Tlaxcalteca de Elecciones, exigencia ciudadana y medida ya anunciada a nivel federal por el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

La mácula a esta determinación es que se aplicará, como reza el adagio popular, “en los bueyes del vecino”, ya que los abusados muchachos parlamentarios decidieron que no se aplique a ellos ni a sus pares y demás “que se encuentren en ejercicio de sus funciones, o cuyo nombramiento esté vigente, al momento de la aprobación de este Decreto por el Congreso del Estado, específicamente por el tiempo para el que, en la actualidad, hayan sido electos o nombrados”, es decir, solo será para los futuros.

De paso, en eso de las congratulaciones, los parlamentarios designaron a los integrantes del Comité de Participación Ciudadana del Sistema Estatal Anticorrupción. Abdel Rodríguez Cuapio,  José Justino Pérez Romano; Isabel Romano Hernández; el eterno aspirante a la titularidad del OFS, Rumel Hernández Avendaño y Erika Montiel Pérez fueron designados y a partir de este miércoles iniciarán sus funciones.

Con estas acciones, los señores diputados sin lugar a dudas buscan congratularse, porque la mayoría de estas decisiones fueron a contra voluntad y convicción.

Al margen:

Mal hacen los diputados aprobar sin ton ni son dictámenes que no solo desconocen en su contenido, sino que son hechos con las puritas “patas” como decía en mi cátedra la maestra Carmen, allá cuando cursaba el tercer año de primaria en mi querido Teziutlán. Y ello viene a colación porque en los tres dictámenes aprobados la víspera en el Poder Legislativo brotaban los yerros y errores ortográficos –no hablemos de técnica legislativa, esa no la aprendieron ni la conocerán- en casi cada una de las 58 fojas que integraron en suma los tres expedientes. Ahí están los resolutivos, y a las pruebas me remito.

Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz Pérez. Originario de Teziutlán, Puebla. Egresado de la Universidad del Altiplano, ha laborado en diversos medios de comunicación impresos y electrónicos. En dos periodos ha sido presidente de la Unión de Periodistas del Estado de Tlaxcala.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *