Perderán vigencia más de 69 mil credenciales de elector en Tlaxcala en 2019
3 septiembre, 2018
Inauguran en Cuapiaxtla semana de prevención del delito.
4 septiembre, 2018

Bolas el engrudo

Se les está haciendo bola el engrudo a los nuevos inquilinos del Palacio Legislativo, porque no han encontrado la forma en la que habrán de repartirse el pastel que representan los órganos técnicos y administrativos del Congreso local, ni de las 24 comisiones ordinarias que dan vida al quehacer parlamentario.

Resulta que los 25 diputados tienen interés de que alguno de los suyos ocupe ya sea la Secretaría Administrativa o Parlamentaria, o el Instituto de Estudios Legislativos, así como las direcciones Jurídica y de Comunicación Social y Relaciones Públicas; su idea, tener espacios laborales y desde luego, recursos.

También se pelean por las presidencias e integración de las comisiones ordinarias del Congreso local. A fuerza de ser sinceros, no de todas, sino de algunas que visualizan como la que les dejará mayores dividendos.

Finanzas y Fiscalización, así como Puntos Constitucionales, Gobernación y Justicia y Asuntos Políticos son las más deseadas; al menos 20 diputados han alzado la mano para presidir éstas comisiones o por en el peor de los casos, ser integrante de la misma, sin importar que carezcan de perfil, conocimientos, experiencia y las aptitudes para los temas que en ellas se abordan

Así, todos se revuelven entre acuerdos, guerra sucia, descalificaciones para tratar de llevar agua a su respectivo feudo, que no es el de su plataforma política, ni del ideario que enarbolaron y mucho menos son acciones pensando en el beneficio de la sociedad tlaxcalteca.

No, parece que ellos visualizan esos espacios como cotos de poder para acrecentar su carrera política o para hacerse de algunos recursos financieros. Pretender sacar raja de la labor parlamentaria no es un buen signo de lo que puede deparar para esta legislatura.

Por esos motivos, y la endeble capacidad política de las cabezas de grupo, han dificultado los acuerdos y la integración de comisiones, además de las designaciones de los nuevos titulares de los órganos técnicos y administrativos del Congreso local.

La impericia, las aspiraciones desmedidas y la falta de capacidad en la toma de acuerdos pueden acabar muy pronto con el bono democrático que la sociedad les dio a los integrantes de la LXIII Legislatura local; por el bien de Tlaxcala, ojalá me equivoque.

 Al margen:

Unos verdaderos saltimbanquis resultaron algunos de los aspirantes a consejeros electorales. Ayer concluyó el plazo de tres años para el cual fueron designados los consejeros del Instituto Tlaxcalteca de Elecciones (ITE), Yareli Álvarez Meza y Raymundo García y hay 115 aspirantes a sucederlos en el cargo, pero ahora por un plazo de siete años.

Son tanto los tiradores que hay algunos que dan pena como los ex presidentes de  la extinta Comisión de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales, María Aida González Sarmiento y Francisco Javier Mena Corona, pues parece que no buscan el cargo por vocación, sino por falta de empleo. La primera, incluso, aspiró –infructuosamente- a integrar el Consejo de Participación Ciudadana del Sistema Local Anticorrupción. A ella se le suma Alma Carina Cuevas Fernández, quien aspiró a la presidencia de la Comisión Estatal de Derechos Humanos e incluso, entabló un litigio en contra de ese proceso que mantuvo paralizada la nueva designación del ombudsperson.

También hay nombres de ex integrantes del Consejo General del ITE, de muy pero muy exiguos resultados, que buscan regresar a la ubre del organismo autónomo, como Adrián Pérez Quechol, José Conrado Delgado Teloxa –quien renunció en su momento al cargo de consejero, ese al que ahora quiere volver-, Lino Noé Montiel, entre otros.

No cabe duda que vivir fuera del presupuesto es un error, por eso ahora muchos tiran al aire a ver que cazan. Y con tanta suerte, que en una de esas le pegan.

Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz
Juan Luis Cruz Pérez. Originario de Teziutlán, Puebla. Egresado de la Universidad del Altiplano, ha laborado en diversos medios de comunicación impresos y electrónicos. En dos periodos ha sido presidente de la Unión de Periodistas del Estado de Tlaxcala.

Comments are closed.