Disminuyen quejas por mala atención médica en el IMSS
14 agosto, 2019
Registra Congreso del Estado 60 por ciento de avance en dictaminación de cuentas públicas.
14 agosto, 2019

Juventud: el futuro de México sin el apoyo del presente

Elizabeth Muñoz Vásquez*

Esta  ocasión  abordaré parte de la problemática que enfrentan las y los jóvenes en el mundo, en México y por supuesto en Tlaxcala, y este análisis lo realizo en el marco del Día Internacional de la Juventud que se conmemora cada año el 12 de agosto y que fue establecido por la ONU desde 1999.

El tema que en este 2019 destaca Naciones Unidas y pide a los países socios  y  a  la población  en general, es que se debe trabajar para conseguir una educación más inclusiva, accesible y relevante para todos los jóvenes y, en particular, en  el empeño de los propios jóvenes para desarrollar sus proyectos, lograr sus aspiraciones y ejerzan plenamente sus derechos humanos.

Para el Presidente de dicho  organismo  Antonio Guterres, la educación debe llevar a unos resultados de aprendizaje relevantes y eficaces, con un contenido adecuado de los currículums escolares, no solo para adaptarse a la llamada “cuarta revolución industrial” y al futuro del trabajo, sino también para dar respuesta a las oportunidades y desafíos que traen los nuevos y cambiantes contextos sociales.

Sin embargo no hay que perder de vista que en cada región del mundo, en cada país, en cada estado  e incluso en cada municipio,  la problemática de las y los jóvenes tiene sus propias características, causas y consecuencias y los retos no son mínimos.

En el mundo, jóvenes sin conocimiento básico de matemáticas

De acuerdo a Naciones Unidas, en la actualidad existen en el mundo 1800 millones de jóvenes entre los 10 y 24 años de edad. Es la población juvenil más grande de la historia. Sin embargo, más de la mitad de los niños y adolescentes de entre 6 y 14 años no saben leer o no tienen conocimiento básico de matemáticas, a pesar de que la mayoría de ellos asiste a la escuela.

En lo que se refiere a México, en nuestro país, existen  124.9 millones de mexicanos, de los cuales el 24.6% (30.7 millones) son jóvenes, es decir, uno de cada cuatro mexicanos se encuentra entre los 15 y 29 años, justo la edad que INEGI establece para este sector de la población.

Cifras que llaman la atención son las relacionadas a las condiciones de vida en las que viven mujeres y hombres mexicanos de 12 a 17 años de edad  y que encontré en los resultados de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) 2018, la cual revela que en México residen 13.7 millones de adolescentes de 12 a 17 años de edad.

En México alta cifra de mujeres adolescentes embarazadas y  jóvenes sin terminar educación básica

Se estima de acuerdo a la encuesta,  que el 9.6 por ciento de las adolescentes en este grupo de edad han estado alguna vez embarazadas, de las cuales 55.1 por ciento corresponde a las adolescentes de 17 años;  30.1 por ciento a las de 16  años y 14 por ciento a las de 15 años y estos datos fácilmente podríamos corroborar porque si yo le pregunto a Usted si conoce algún caso de una chica embarazada entre los 12 y 17 años, sin pensarlo mucho responderá que sí.

Al respecto INEGI señala que el temprano inicio de las relaciones sexuales sin la debida protección expone a enfermedades de transmisión sexual y embarazos no deseados que pueden alterar el proyecto de vida de las y los adolescentes y sorprende que el 46.1 por ciento de la población de mujeres de 15 a 17 años que inició su vida sexual dijo “no haber usado algún método anticonceptivo, destacando que de ellas el 16.9 por ciento no lo utilizó porque no conocía los métodos y no sabía cómo usarlos, además de que no sabía dónde obtenerlos”.

Y algo que más preocupa y que precisamente es el reto al que el Presidente de la ONU invita a las autoridades, es a trabajar en la educación de la juventud, pues de los 13. 7 millones de adolescentes mexicanos,  apenas  el 21.8 por ciento cuenta con algún grado aprobado en nivel primaria, 13.2 por ciento tiene secundaria incompleta y  solo el 62.8 por ciento han completado sus estudios de nivel secundaria.

Las cifras anteriores nos hablan de una problemática muy severa en la juventud.

En Tlaxcala: violencia, adicciones, ETS, delincuencia, sexo servicio, trata  y  feminicidios problemáticas de la juventud

Y si hablamos de Tlaxcala el panorama no es nada halagador, Tlaxcala se encuentra en los 3 primeros lugares a nivel nacional de embarazos adolescentes, lo que genera abandono escolar -en su mayoría de mujeres- desde el nivel de secundaria, y el problema se acentúa en preparatoria y sigue en la universidad.

Y al respecto resulta preocupante las declaraciones del delegado del IMSS al señalar en el marco del Día de la Juventud,  que las y los jóvenes tlaxcaltecas enfrentan como principal problemática las Enfermedades de Transmisión Sexual y las Adicciones, resaltando la participación alta de mujeres adolescentes en el consumo de tabaco, mariguana y alcohol.

Violencia social, que protagonizan jóvenes hombres en diversas comunidades de la entidad tlaxcalteca, ejemplo de ello es justo lo que ocurrió en Huamantla el año pasado en los bailes públicos que se realizaron con motivo de la feria; actos delictivos como robos, lo vimos en Apizaco la semana pasada, en el intento de asalto a una institución bancaria o bien mujeres y hombres ejecutados tanto en Apizaco, Chiautempan, Yauhquemehcan, Tzompantepec, Zacatelco y decenas de municipios más.

Y qué decir de las mujeres jóvenes que han muerto con violencia extrema en estos últimos años en Tlaxcala y que mientras las organizaciones civiles exigen se les tipifique como feminicidios,  la autoridad competente se niega o tal vez no sabe cómo  hacerlo; no informa, no dice que  sucede después, qué proceso siguen las investigaciones de cada caso, en tanto quienes han sido nombrados como titulares de la Secretaria de Gobierno, tan solo en la presente administración  insisten en señalar que todos los actos violentos que se suscitan en Tlaxcala,  son señalados como  “hechos aislados” -así los calificaron hace casi dos años- o son llamados “hechos atípicos”.

Sobre el fenómeno de la trata de mujeres con fines de explotación sexual está tan normalizado el delito en nuestra entidad  que ya a nadie sorprende, lo mismo pasa con el sexo servicio que abunda en las carreteras de nuestra entidad, y si hay oferta es porque evidentemente hay demanda y la autoridad hace que no ve o de plano no se da cuenta de lo que sucede por ejemplo en el tramo de Chiautempan, Ixtulco y Apetatitlán todas las noches, toda esta problemática que se vive en Tlaxcala es protagonizada por mujeres y hombres de entre 15 y 29 años de edad, y no obstante a ello a las autoridades no se les ve ganas de actuar contundentemente.

Ante este panorama expuesto, evidentemente el reto que hace la ONU para las autoridades mexicanas del ámbito federal, estatal, y municipal no es nada sencillo, tienen que fortalecer la educación y eso se ve un logro difícil de alcanzar, pues no solo se trata de dar dinero a través de becas o de fortalecer su experiencia en el campo laboral, que ahora establece el gobierno federal;  o con entrega de premios a un reducido grupo de  jóvenes  que han destacado por sus aptitudes en diversos ámbitos y que son reconocidos por el Poder Ejecutivo del gobierno tlaxcalteca; o los famosos parlamentos juveniles que realiza el Congreso Local, pero solo para cumplir con una fecha, pero no les interesa escucharlos directamente, como este año sucedió y que decir de los gobiernos municipales que incipientemente reconocen a las y los jóvenes  de sus comunidades.

Las acciones de las autoridades son insuficientes para mejorar la calidad de vida de las y los jóvenes, pues no se observan esfuerzos más integrales para sacar de la pobreza, las adicciones y de la violencia a este sector de la población, a  quienes  se les sigue considerando como “el futuro de México”, dejándoles una gran responsabilidad, porque en el presente no se les atiende, no se les escucha y tampoco se les reconocen sus derechos humanos.

¿Así, hasta cuándo estaremos?

  • Red Nacional de Periodistas
Noemí Carmona
Noemí Carmona
Egresada de la Universidad del Altiplano, dedicada al quehacer periodístico desde el año 1998, con participación en medios impresos y electrónicos en Tlaxcala y Puebla. Apasionada de la radiodifusión y del trabajo social.

Comments are closed.