29 julio, 2020
Exploran SEPUEDE y clúster automotriz de la zona centro posibilidades de trabajo conjunto
29 julio, 2020

¡Use el cubrebocas y no escupa en la calle por favor!

Elizabeth Muñoz Vásquez *

¿En esta contingencia, está usando cubrebocas?

¿En qué momento?

¡Cuando sale de su casa para ir a trabajar!

¡Cuando va en el transporte público!

¡Cuando sale a comprar alimentos!

¡Cuando llega una visita inesperada a su casa!

¡Cuando tiene síntomas de gripe o tiene tos, y no precisamente por coronavirus!

Piense usted, ¿cuándo está usando el cubrebocas?

¿Cómo lo usa y dónde lo coloca por ejemplo si está en su casa o en el trabajo?

En el momento que no lo usa, por ejemplo en casa, lo guarda en una bolsita de plástico o tela, o lo deja expuesto en cualquier parte de la casa.

¿En su trabajo se lo quita o lo usa permanentemente?

Muchas preguntas y también muchas respuestas, y usted dirá, “que es incómodo”, “que ahora traemos bozal”, “que nos vemos mal”, “que es una exageración”, “que eso del virus no existe”, “que no nos sirve” -como la autoridad aquella que manifestó esto la semana pasada-, “que de algo nos vamos a morir”, en fin cantidad de respuestas, que más bien pudieran ser pretextos y sabe qué?

Muchos estudios han demostrado que el uso del cubrebocas va a reducir los contagios de COVID, y evidentemente reducirá también el número de personas fallecidas por el virus y que simplemente no lograron superarlo, porque tenían un sistema inmunológico débil o padecían enfermedades crónicas.

Ahora bien, qué tipo de cubrebocas usa, desechable o reutilizable, como los de tela que se pueden lavar y usar nuevamente.

Si son desechables ¿dónde los tira?

En el bote de la basura, enrollados en papel o plástico, o simplemente le da igual y lo tira, así como si nada en el bote o en la calle que es peor, porque ahora lamentablemente vemos decenas de cubrebocas tirados en la calle, ¿cómo es posible esta situación? Esos cubrebocas no llegaron solos a la calle, alguien los tiró a propósito, o tal vez se le cayó porque lo más seguro es que no lo llevaba bien guardado y se le salió de la bolsa del pantalón, de la chamarra o incluso algún menor de edad lo tiró, y eso significa que como adultos no hemos enseñado a nuestros hijas e hijos a guardar bien o a usarlo adecuadamente.

Es importante reiterar que debemos cuidarnos, que las cifras de contagio en Tlaxcala van en aumento, por lo menos en nuestro estado el reporte institucional al 27 de julio, habla de casi 650 personas fallecidas y cerca de 4 mil 300 personas contagiadas, pero tal vez esas cifras son muy conservadoras y se quedan cortas en la realidad, pues ahora los casos ya no son de gente que no conocemos, sino de nuestras propias familias.

Hagamos caso por favor, usemos por lo menos el cubrebocas si es que no podemos quedarnos en casa, lavemos nuestras manos seguido, usemos desinfectantes o gel, y por favor, por favor Y SE LOS PIDO CON LA DEBIDA CONSIDERACION A LOS HOMBRES, NO ESCUPAN EN LA CALLE, por supuesto las mujeres también escupen, pero esta es una práctica muy común en los hombres, y les pido atentamente no lo hagan, es un foco de contagio,  hay gente que sigue vendiendo alimentos en la vía pública, es su única forma de ingreso económico y no es posible que las personas escupan cerca de estos lugares, y si lo hacen deberían ser sancionados.

Debido a que las cifras en Tlaxcala no se reducen, está circulando en redes sociales la invitación a unirse a un reto, y se haga uso del cubrebocas en nuestra entidad, en los próximos 15 días, esto de manera permanente, como una estrategia para enfrentar la contingencia, quien haya lanzado la convocatoria, me parece una excelente idea, por favor, hagámoslo por nuestra bien, por el de nuestras familias y por la sociedad en general.

El uso del cubrebocas no es nuevo, su uso data desde hace más de un siglo, por favor no desestimemos su uso, y contribuyamos entre todas y todos a enfrentar la pandemia, entre más nos resistamos, más tarde saldremos de esta delicada situación.

  • Red Nacional de Periodistas
Noemí Carmona
Noemí Carmona
Egresada de la Universidad del Altiplano, dedicada al quehacer periodístico desde el año 1998, con participación en medios impresos y electrónicos en Tlaxcala y Puebla. Apasionada de la radiodifusión y del trabajo social.

Comments are closed.