Más penas que glorias; el fin de las autoridades
26 diciembre, 2016
Hacen entrega simbólica de uniformes a policías de Huamantla.
26 diciembre, 2016

Los Tigres de la UANL Campeónes de la Liga MX

En una final muy dramática y con muchos altibajos futbolísticos, el equipo de los Tigres de la UANL se corono campeón de la Liga MX bajo la instancia de los penales. 

Una final de alarido fue la que se vivio en el Volcán Universitario cuando los Tigres y el América cerrarán la final en el partido de vuelta, en un primer tiempo muy cerrado y por momentos hasta aburrido, fueron los dirigidos por el Tuca Ferretti quienes se acercaron con más peligro, pero Moisés Muñoz siempre seguro en el arco saco dos jugadas de mucho peligro.

Para el segundo tiempo las cosas fueron un tanto distintas pues el local salió a proponer el partido, entonces apareció Gignac con tiros al poste, se revolvió Oribe Peralta fallando un gol a milímetros de la portería, se sublimó Moisés Muñoz con disparos de Aquino o Michael Arroyo trató de trascender con sus clásicos tiros libres.

Los dos equipos se acorralaron, se midieron, se quitaron el balón y hasta el aliento pero ninguno fue capaz de traducir esa energía en un gol que definiera el asunto en 90 minutos. Los tiempos extras se fueron galopando entre las tropas. Choque de trenes y potencia. La Volpe ingresó a Edson Álvarez cuando las piernas no le respondieron a Guerrero y el chico enfrió el Volcán. Un cabezazo apenas perceptible puso rumbo al campeonato.

Tensos todos y agobiados, los demonios se soltaron de la caja de Pandora cuando antes de acabar el primer tiempo se repartieron puñetazos, manotazos y palabras insultantes en una de las bancas. Con los Tigres desquiciados y los americanistas reservando gasolina, el encuentro entró en la espiral del barrio, en la cascara que termina con la sangre en el río.
El saldo fueron dos expulsados más, Rivas y Goltz, que aparentemente no tenía culpa de nada. Antes, Sambueza ya había hecho su cotidiana falta para irse a bañar.

En el suspiro definitivo vino el gol de Jesús Dueñas, cuando todo en la cacha era un caos. El gol de Dueñas detuvo el corazón aguerrido de las Águilas y les dejó sin alma para los penales.

Los Tigres cobraron con autoridad. Gignac, Pizarro y Junihno no se compararon a la lástima que causaron Güémez, William Da Silva y Silvio Romero. Aunque los verdaderos héroes de esta épica remontada fueran en realidad Dueñas y Nahuel Guzmán. Caprichoso el azar, el destino quizo arrebatarle al América y La Volpe un título que necesitaban para vivir.

Christopher Méndez
Christopher Méndez
Egresado de la carrera en artes escénicas. Soy apasionado de la comunicación de forma verbal, corporal y escrita. Y aficionado de los deportes en especial del futbol. El teatro, el cine y la música son mis pasiones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *